SHARE
Foto referencial. Via Reuters.

Boston – El arresto migratorio de un indocumentado salvadoreño por amenazar a varias personas en su escuela secundaria, tiene en alerta a la comunidad de East Boston.

Kevin Vasques Funez, un salvadoreño de 19 años de edad, fue capturado el miércoles 7 de marzo por la policía de Boston, y el jueves tuvo su comparecencia en corte donde le impusieron una fianza de 5.000 dólares, y una orden para regresar al tribunal distrital de East Boston el 14 de marzo.

Sin embargo, el viernes 9 de marzo, el joven fue sorprendido en su casa por oficiales de inmigración, quienes lo aprehendieron por determinar que vivía en el país de forma ilegal desde el 2015.

Ahora Vasquez enfrenta un juicio migratorio para determinar si será deportado o si se queda en tierra estadounidense.

Por su parte, un portavoz de las Escuelas Públicas de Boston comentó que ellos toman con seriedad cualquier amenaza que atente contra la seguridad de la comunidad estudiantil, y que este tipo de acciones no debe ser tolerada.

No obstante, aún se desconoce cómo las autoridades migratorias se enteraron del caso, ya que Boston por ser una ciudad “santuario”, no debe revelar información sobre los indocumentados.

“Tenemos que hablar con la policía de Boston, para que nos confirmen de nuevo que no están mezclando información con ICE”, dijo la concejal que representa a East Boston, Lydia Edwards.

Aunque en la comunidad algunos han expresado temor por una supuesta presencia invisible de las autoridades migratorias, Antonio Avanti, activista comunitario de ese sector, quien también ha sido promotor de la calma a través de sus redes sociales, dice que los rumores carecen de fundamento.

“Este rumor de planes secretos con redadas masivas que conduzcan a la deportación están infundadas”, afirmó Avanti.

De acuerdo con el activista este caso no debe encender las alarmas porque se trata de una persona que “cometió una ofensa seria”.

“Este es otro ejemplo de que si estas indocumentado debe alejarte aún más de los problemas. Este joven, si su acusación es verdadera, cometió una ofensa muy delicada, especialmente en momentos en los que se vive temor por los tireteos en planteles escolares de todo el país”, agregó Avanti destacando que su amenaza es inexcusable.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.