SHARE
Foto referencial.

En una operación nacional denominada “Toro Salvaje”, un total de 214 líderes y miembros de la pandilla criminal MS-13 (Mara Salvatrucha) fueron arrestados en los últimos días, varios de ellos en la región metropolitana de Washington.

Así lo anunciaron el jueves 16 el Departamento de Justicia y el Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés), en un comunicado donde señalaron que del total de arrestados, 16 son ciudadanos de Estados Unidos y los restantes (198) son de otras nacionalidades. De ellos, sólo cinco tenían estatus legal para permanecer en el país. Añade que de los 198 extranjeros, 135 son de El Salvador, 29 de Honduras, 17 de México, 12 de Guatemala, 4 de Ecuador y uno de Costa Rica.

También dieron a conocer que del total de encarcelados “64 personas cruzaron ilegalmente la frontera como menores no acompañados”, y que “la mayoría de ellos son ahora adultos”.

Como parte de la operación “Toro Salvaje” –que duró desde el 8 de octubre hasta el 11 de noviembre-, cuatro miembros de la MS-13 fueron arrestados y acusados en Baltimore (Maryland) por cargos que abarcan desde crímenes violentos hasta complicidad con grupos del crimen organizado.

Los mismos cargos se aplicaron a otros ocho miembros de la referida pandilla detenidos en Greenbelt, Marylan, a los que se añadieron acusaciones por posesión e intento de distribución de drogas y extorsión.

Otros pandilleros fueron detenidos en las ciudades de Clinton, Beltsville, Upper Marlboro, Centreville y Jessup, todas de Maryland. El comunicado establece que algunos de ellos tenían en su poder armas de fuego de manera ilegal y que otros habían reingresado al país después de una deportación.

Más arrestos durante estas redadas se dieron en Massachusetts, Texas, Arizona, Iowa y California.
El secretario de Justicia, Jeff Sessions, afirmó que la operación “Toro Salvaje” es parte de un vasto plan para desmantelar a la MS-13, “que con más de 10,000 miembros en 40 estados es una de las más peligrosas organizaciones criminales en Estados Unidos”.

“El presidente Trump –añadió Sessions-, ha ordenado al Departamento de Justicia reducir el crimen y derribar esas organizaciones del crimen transnacional, y estamos dedicados a perseguir esos objetivos”.

Añadió que ya se están viendo los resultados, “y hemos llevado a la justicia a más de 1,200 pandilleros”. También se refirió al arresto y enjuiciamiento de cerca de 4,000 miembros de las llamadas “maras”, en trabajo conjunto “con nuestros socios en Centroamérica”.

Asimismo, ofreció trabajar “sin descanso hasta que cada miembro, cómplice y cabecilla de la MS-13 sea arrestado para que pague sus crímenes, y para que aquellos que están ilegalmente en el país hayan sido deportado”.

Arrestados en Boston

En East Boston y Chelsea, dos personas fueron arrestadas como parte del operativo especial contra la MS-13.

Juan Martínez fue capturado el 5 de noviembre, mientras que Christian Álvarez Hernández el 14 de noviembre. Las redadas fueron lideradas por el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas como parte de un esfuerzo en conjunto para desmantelar a la temible Mara Salvatrucha.