SHARE
Foto: AP.

Boston – Estudiantes y activistas comunitarios de Northeastern University marcharon este miércoles por el campus universitario para exigirle a la institución que cancele un contrato de investigación multimillonario con el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos.

De acuerdo con el reporte, Northeastern ha recibido $2.7 millones de ICE en los últimos dos años.

Sin embargo, la universidad dice que la subvención no está financiando investigaciones que tengan algo que ver con la aplicación de la ley de inmigración. Pero los oponentes insisten en que cualquier tipo de contrato con ICE es “irresponsable e inmoral”.

A través de un comunicado, la agencia de inmigración detalló que el contrato es para mejorar la formación académica de los estudiantes.

“Este es un contrato cuyo objetivo es ayudar a estudiar cómo prepararse mejor para responder y recuperarse de ataques terroristas con explosivos”, comentó la oficina de la agencia en Nueva Inglaterra agregando que si se cancela la investigación, afectaría el combate a ataques terroristas.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.