SHARE

Paul Pierce, también conocido popularmente como “the truth” (la verdad), ha estado vinculado a la ciudad de Boston desde finales de los años noventa. Sin embargo, sus días en Boston podrían estar acabándose, ya que el futuro perteneciente al Salón de la Fama de la NBA tiene contrato con los Celtics hasta el 2014, pero los $15.3 millones que habría que pagarle la temporada que viene no son garantizados (en otras palabras, si no juega, no se le tienen que pagar).

“Yo siempre he dicho que quiero terminar mi carrera con los Celtics, pero ellos [la organización de los Celtics] son los que decidirán eso”, expresó Pierce la semana pasada. “Tengo un año más de contrato sin garantía, así que la decisión está en sus manos. Independientemente de cualquier decisión que tomen… quizás me cambian por algún jugador de otro equipo, o me compre otro equipo. Tal vez, me encuentre en una situación en la cual acabe regresando a Boston por un contrato de un día para así poder retirarme como jugador de los Celtics”.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here