SHARE

Texto y fotos por Yadira Betances | Yadira@elmundoboston.com 

➥➥ Los jugadores de los Celtics desde la izquierda: Kelly Olynyk, Jonas Jerebko y Jae Crowder conversan con los estudiantes de la Escuela Frost.
➥➥ Los jugadores de los Celtics desde la izquierda: Kelly Olynyk, Jonas Jerebko y Jae Crowder conversan con los estudiantes de la Escuela Frost.

Lawrence, MA – El baloncesto quedó en segundo lugar cuando los jugadores de los Boston Celtics Kelly Olynyk, Jae Crowder y Jonas Jerebko hablaron a estudiantes de la Escuela Frost sobre sus experiencias de vida y sus sueños antes de ser parte de la National Basketball Association-NBA.

El jugador de los Celtics, Olynyk les contó a los jóvenes estudiantes que tomaba clases durante el verano para estar siempre adelantado, permitiéndole graduarse en tres años de la Universidad, para luego continuar con una maestría en contabilidad.

➥➥ Arialys Feliciano de quinto grado se le hizo un sueño realidad cuando Olynyk, su jugador favorito, le firmó un autógrafo en su libreta.
➥➥ Arialys Feliciano de quinto grado se le hizo un sueño realidad cuando Olynyk, su jugador favorito, le firmó un autógrafo en su libreta.

“Si se unen pueden mejorar la escuela’’ dijo Olynyk . ‘’Nosotros no podemos hacerlo todo solos. Si haces algo en la escuela o en tu ciudad harán de esos lugares un mejor espacio donde vivir”.

Crowder, habló sobre cómo tuvo que asistir a varias escuelas y de los sacrificios que tenía que hacer aún como jugador profesional. “Todos estos sacrificios han valido la pena porque por ellos hoy estoy aquí’’. 

[Leer también: Entre lágrimas se despidió David Ortiz]

Su hashtag es “Todo comenzó en la entrada de mi casa”, ya que así comenzó jugando solo.

“Cuando llegues lejos, no te olvides de Lawrence ni de la Escuela Frost’’ dijo Crowder.

Además de contarles sobre su carrera como jugadores profesionales, Olynyk, Crowder y Jerebko le hablaron a los jóvenes de sus sueños antes de estar en la NBA.

Crowder quería ser comentarista deportivo, Jarebko le gustaba la pedagogía y Olynyk quería ser cocinero.

[Leer también: La gran patria del idioma español]

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here