Comunidad en vigilia por muerte de jóvenes en East Boston

Por Máximo Torres 

Boston – Comunidad dolida. La muerte de otro joven inmigrante centroamericano que la policía identificó como Luis Fernando Orellana Ruano tiene conmocionada a toda la comunidad de East Boston que salió en medio de la lluvia y el frío en vigilia para orar por la paz.

“No queremos más muertes, no queremos ver a más madres, padres, familias perder a sus hijos por la violencia” , dicen activistas en medio del dolor de los asistentes a la vigilia en East Boston Memorial Stadium donde se encontró el cuerpo sin vida de Orellana Ruano.

El Comisionado de Policía de Boston William Evans participó de la vigilia a la que asistieron representantes de diferentes Iglesias, comerciantes del área, líderes y activistas de diferentes organizaciones comunitarias.

Conmovidos por el dolor reconocidos activistas de East Boston como Claudia Sierra, Camilo Hernández, ambos de origen colombiano, Julio Villagrán, guatemalteco, director ejecutivo de Birtfly Conexion Inmigrant, se unieron a la oración. Varios de los asistentes colocaron velas, flores y un árbol de navidad en miniatura cerca del lugar donde la policía halló al adolescente muerto la víspera de Navidad.

Luis Fernando Orellana Ruano.

Según las investigaciones, Orellana Ruano había hablado con su su mamá en Guatemala un día antes de su muerte.

Hernández, vicepresidente de la Asociación de Comerciantes de East Boston, estaba dolido, preocupado por el futuro de los jóvenes. “Yo entiendo los desafíos que enfrentan los recién llegados, especialmente los jóvenes que empiezan a proyectar sus sueños”, dice.

“Los niños necesitan de nuestra ayuda” anota Claudia Sierra, una de las organizadoras de la vigilia.

El Comisionado de Policía señala que de acuerdo a las investigaciones los dos últimos asesinatos ocurridos en diciembre pasado podrían estar relacionados a una disputa entre bandas rivales de la zona. Sus presunciones se basan en la muerte de otros adolescentes que estuvieron involucrados en peleas de las pandillas MS-13 y 18th Street.

“Como comunidad tenemos que hacer algo, son muchas las vidas que se están perdiendo, muchos de ellos son jóvenes que tienen que ser nuestro futuro y lo peor es que nos cae a nosotros los latinos”. Dice Tony Portillo, conocido activista y empreario Salvadoreño.

Algo más… 

Luis Fernando Orellano Ruano es uno de los cinco jóvenes hallados muertos en East Boston en los últimos 15 meses. Por las característica su muerte tiene que ver con pandillas, según la policía que está pidiendo ayuda a la comunidad. Cualquier persona con información debe llamar a las autoridades. 

Google1GoogleYahooBlogger
on Jan 5, 2017. Filed under Locales. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry

Leave a Reply