Desalojados de edificio colapsado en East Boston terminan viviendo en una iglesia

Activistas y familiares lloran por decisión de la Corte de eximir de responsabilidad a la corporación dueña de tres edificios en la Maverick Street. “Vamos a tener el peor Día de Acción de Gracias”, dicen

El llanto de una familia que se siente en la calle, sin ninguna ayuda.

El llanto de una familia que se siente en la calle, sin ninguna ayuda.

Por Máximo Torres

Sin futuro. El llanto y la impotencia se apoderaron de activistas y familias latinas en East Boston cuando una decisión de la Corte que consideran “injusta y discriminatoria” terminó dejando a 22 personas adultas y 9 niños literalmente en la calle. “Primero nos sacaron de nuestros apartamentos, nos llevaron a un hotel para dejarnos hoy en la calle”, dice Olga Pasco, una madre de dos hijos que lloró impactada por la “actitud inhumana” del juez que, según alega, “tenía todos los papeles del sabotaje que hicieron para desalojarnos de nuestros hogares”. La corporación dueña de los edificios de la 173, 175 y 177 de la Maverick Street salió victoriosa, librada de toda responsabilidad de seguir pagando el hotel a las familias afectadas.

“Para nosotros es una decisión errónea del juez porque no estamos hablando del dueño de dos o tres casas sino de una corporación que acaba de comprar una iglesia por tres millones de dólares para construir apartamentos de lujo, es inhumano lo que ha hecho al dejar a estas familias desamparadas”, enfatiza Andrés del Castillo, coordinador de City Life/Vida Urbana, una organización que lleva 40 años luchando por la justicia racial, económica y social.

Olga Pasco y sus dos hijos vivieron muchos años en la 175 Maverick Street, uno de los tres edificios declarados inhabilitados por un sospechoso derrumbe de una de las paredes cuando trabajadores de la corporación hacían trabajos de refacción de manera ilegal y sin permiso de la Ciudad.

Entre los desplazados de edificios de la Maverick Street hay niños.

Entre los desplazados de edificios de la Maverick Street hay niños.

[Leer también:¡En la calle! Familias desalojadas por derrumbe deben abandonar el hotel]

 Cuatro meses en hoteles

“¿Esto es justo? Nosotros no buscamos estar en esta situación, llevamos cuatro meses fuera de nuestros hogares, sin nuestras pertenencias y esto nos ha afectado sicológicamente, estamos mal y encima nos vienen a sacar del hotel”, anota Pasco.

Las familias desplazadas fueron llevadas al sótano de una iglesia luterana que les abrió las puertas como refugio temporal. “No teníamos a donde ir y estuviéramos dando pena en la calle sino es por el pastor que nos ha tendido la mano”, dice.

Dos de las inmigrantes originarias de El Salvador, madre de tres niños cada una, señalan que el juez y el dueño de los edificios “tienen corazón de piedra porque no los ha conmovido que hay criaturas y que estamos en vísperas de celebrar el Día de Acción de Gracias y la Navidad”.

Las familias fueron trasladadas en varios vehículos del hotel en Revere a la Iglesia Luterana en East Boston, cerca de Maverick Station. “Esta solución es extremadamente inmediata y responde a esta crisis”, anota el representante de City Life.

Para el 8 de diciembre próximo el juez ha citado al Departamento de Inspección de la Ciudad para que informe respecto a si los inquilinos tienen derecho a regresar a sus apartamentos o si se condenan los edificios como inhabitables.

Enfermos de los nervios

 “Esta situación nos ha enfermado de los nervios, hemos estado cuatro meses viviendo entre un hotel y otro y ahora estamos en la calle. El alcalde sabía de nuestra situación, pero no nos ayudó a buscar una solución. Esto es injusto, hay criaturas de por medio y en las fechas que estamos”.

“Le pedimos a Dios que nos ayude, queremos que nos den una vivienda para poder vivir con tranquilidad”, señala Olga Pasco conmovida por la situación que está pasando. El representante estatal Adrián Madaro se solidarizó con ella y le expresó que iba a tener una reunión con el alcalde Walsh para buscar una solución.

Desplazados dejan hotel en Revere para refugiarse en una iglesia en East Boston.

Desplazados dejan hotel en Revere para refugiarse en una iglesia en East Boston.

Camilo Hernández, Enlace del concejal Sal LaMattina, también se comunicó con ella para decirle que “seguimos luchando” frente a las corporaciones.

[Leer también: East Boston por las nubes]

“Compran conciencias”

 “Esa gente tiene dinero para comprar conciencias, los pobres nos quedamos en la calle, desalojados y sin saber lo que viene después. Si el juez condena los edificios no vamos a poder recuperar nuestras pertenencias que se quedaron en nuestros apartamentos”, expresa Pasco.

Las familias afectadas viven en completa incertidumbre. El abogado que los representó en la Corte les expresó que “lo lamentaba, que el juez ya determinó y no pudo hacer nada”.

“Esos edificios estaban en condiciones para seguir viviendo, pero la vida en este país es muy difícil y uno no tiene los recursos económicos para tener un apartamento de lujo”, dice Candy Caliz, otra de las madres de familia afectadas.

Reacciones de familias afectadas

7-8-tragedia east boston_glendaGlenda Sarabia, madre de tres hijas: “Me siento muy mal, todos nos sentimos mal, pero hacemos todo lo posible para que nuestros niños no sufran. Yo viví cuatro años en el tercer piso de la 177 de la Maverick Street y siempre pagamos la renta, no le debíamos nada, pero nos tendieron una trampa para sacarnos de nuestros apartamentos. Es algo injusto lo que han hecho con nosotros cuando viene el frío”.

 

 

7-8-tragedia east boston_ana odilioAna Odilia Sarabia: “Es muy difícil lo que nos ha pasado, estamos en la calle y el dueño del edificio libre sin ningún remordimiento, teníamos seis años de vivir ahí y el nuevo dueño quería que le pagáramos 2,000 dólares de renta. Es una trampa lo que hicieron, botaron la pared a propósito y el juez decidió a favor de los que tienen dinero. Las autoridades no hicieron nada para ayudarnos”.

 

 

7-8-tragedia east boston_candy calizCandy Caliz, madre de 3 niños: “Son demasiadas emociones juntas, más que todo la impotencia de no saber donde voy a llevar a mis hijos, es muy difícil. Nuestro futuro es muy incierto y no saber donde cobijarlos en este invierno. Vivía 5 años en ese edificio y para mí es injusto que la Corte nos haya castigado dejándonos en la calle y no al dueño que realizó extraños trabajos para que el edificio colapsara. El dueño lo planeó todo para sacarnos de nuestros apartamentos.

[Leer también: Familias desalojadas de edificio en East Boston siguen en la calle]

Activistas se preguntan por desplazamiento de familias

¿Este es el modelo para desalojar a los inquilinos?

Lo que pasó en uno de los tres edificios de la Maverick Street que han sido declarados inhabilitados por la ciudad es más que sospechoso, según dicen activistas.

7-8-tragedia east boston_andres castilloAndrés del Castillo de City Life/Vida Urbana se pregunta “Este es el modelo para desalojar a los inquilinos, esta es una nueva forma para echar a las personas. Dejemos que algo estructural suceda y así no tenemos que gastar en abogado ni ir a la Corte, ni pasar el proceso legal. Esto no puede ser el futuro de East Boston”.

Según alegan, el edificio de la 175 de Maverick Street colapsó por negligencia de la corporación que tenía trabajadores haciendo sospechosos trabajos de reparación sin permiso de la ciudad. Esto dejó a los inquilinos de los tres edificios sin vivienda.

7-8-tragedia east boston_claudia sierraClaudia Sierra, activista y Enlace con la comunidad de East Boston del representante estatal, Adrián Madaro, no oculta tampoco su preocupación por las familias afectadas.

“El juez consideró este caso como si se tratara de un incendio o de un derrumbe accidental, dándole al dueño provisiones de protección, pero esto no fue un accidente, esto fue algo causado por negligencia del dueño de los edificios y me preocupa que esta sea la nueva moda de los dueños de casa para desplazar a los residentes”.

“Los dueños están abandonando sus casas, descuidándolas para forzar a los inquilinos a que se vayan. Las autoridades no protegen a los residentes”, anota Sierra.

7-8-tragedia east boston_nijjarSandra Nijjar, activista salvadoreña, señala “me pareció injusto que el dueño de los edificios se salga con las suyas y no es la primera vez. Hace cuatro años este mismo dueño desplazó a más de 30 personas que vivían en un edificio que de manera sospechosa colapsó.

“Es triste ver que estas injusticias estén pasando en East Boston, aún hay racismo y eso es lo que está pasando contra nuestra comunidad. El dueño tiene el dinero, las conexiones en la política, en la Ciudad y por eso lo dejan que siga desplazando a nuestra comunidad”.

[Leer también: “Sin tratar de ser alarmistas East Boston dejará de ser latino”]

Google1GoogleYahooBlogger
on Nov 23, 2015. Filed under Destacada, En Exclusiva, Locales. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry