SHARE

Boston – Dos miembros de la temible Mara Salvatrucha se declararon culpables en la Corte Federal de Boston por conspiración, asesinato, y robo a mano armada.

Hector Ramíres, hondureño de Chelsea, y David López, de origen salvadoreño, pertenecían a la pandilla Enfermos Criminales Salvatrucha, que operaba en diferentes ciudades de Massachusetts, y tenía su sede en Chelsea.

Ramíres, mejor conocido como “Cuervo”, intentó matar en el 2014 al miembro de una pandilla rival; sin embargo, ese disparo acabó con la vida de una madre de tres hijos que miraba por la ventana de su vivienda.

Además, Ramíres confesó su culpabilidad por otro intento de asesinato en ese mismo año, y por un robo a mano armada en Chelsea.

Por su parte, López, a quien apodan “Cilindro” y “Villano”, está relacionado con dos intentos de homicidio en el 2014 y el 2015.

El primero fue en Chelsea, cuando le disparó a una persona. Después de ese suceso, López se trasladó a New Jersey, pero regresó en el 2015 para matar a un integrante de la MS-13, que ellos creían estaba cooperando con las autoridades.

Ambos fueron capturados en un operativo especial en enero de 2016 que condujo a la aprehensión de más de 56 pandilleros, 23 de ellos declararon su culpabilidad.

Ramíres y López podrían ser condenados en la Corte Federal de Boston el próximo año a una pena de hasta 27 años en prisión.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.