SHARE

Aspirantes a la legalización necesitan paciencia. Muchos han esperado hasta 20 años.

La Cámara de Representantes analizará en octubre el proyecto de reforma migratoria adelantado por los demócratas del Senado. Debatirán sobre seguridad fronteriza y el camino hacia ciudadanía, dijo el representante de Wisconsin, Paul Ryan. Antes del receso de 5 semanas del Congreso en agosto, los dos partidos aprobaron un  proyecto, que puede ser modificado por los republicanos, quienes tienen la decisión en sus manos.

El presidente Obama también toma sus vacaciones. El tema queda en suspenso, al tiempo que continúan las deportaciones. El presidente necesita POLITICAMENTE esa reforma, de lo contrario pasará a la historia como mandatario DEPORTADOR, lo cual no le conviene.

Una propuesta republicana radica en un plan de conceder a los indocumentados “papeles probatorios provisionales” hasta que cumplan 15 años de estancia en este país. El ex presidente George W. Bush pareció apoyar a Barack Obama y contradecir a sus correligionarios republicanos. En Dallas, Bush reconoció que el sistema federal de inmigración es incorrecto, inadecuado, y necesita una actualización urgente.

El presidente Obama  inició una gira para promover el proyecto de reforma en Nevada, New Mexico, Colorado, Florida y, posiblemente en Texas y Colorado. Siete importantes donantes del Partido Republicano en Colorado se sumaron a los 500  negociantes presionando al Congreso a que trabaje a favor de la reforma. Señalan los financistas que el sistema migratorio actual es “completamente incapaz” de responder a la economía nacional o la competencia global y subraya que “el fracaso no es una opción”.

—=====—

Marisa Franco, de la Asociación Nacional de Jornaleros, opina que el presidente Obama puede firmar una Orden Ejecutiva, en el caso de que el Congreso no logre un consenso.

—=====—

Defensores de la reforma migratoria en Estados Unidos y dueños de empresas en Denver expresaron confianza en que una campaña de boicot en el estado de Colorado impulse el proyecto de ley.  400 empresas suscribieron la campaña exhortando a los consumidores a que sólo compren en tiendas que exhiban letreros de apoyo a una reforma que incluya una opción para la ciudadanía.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here