SHARE

458868238_10

Kevin Durant no jugó. Russel Westbrook no jugo. Los Boston Celtics no pudieron aprovechar la oportunidad, perdiendo 109-94.

Uno de los encuentros más esperados por los fans de la NBA en Boston al anunciarse la temporada 2014-2015 resultó decepcionante para los que llegaron a ver las estrellas de Oklahoma City, y más para los que querían ver una victoria para el equipo local.

Ausente para los Thunder estuvieron las estrellas Kevin Durant y Russell Westbrook, uno de los dúos más dinámicos de la liga. Sin embargo, el dúo de Reggie Jackson y Anthony Morrow ocupó su lugar y fue todo lo que necesitaron.

Para Boston fue un cuento de dos temporadas en donde empezaron de maravilla pero terminaron muy pésimo.

Jared Sullinger empezó con el pie derecho y los compañeros lo siguieron abriendo ventaja de 18-3 después de 6 minutos. Los Celtics mantuvieron a Oklahoma City a tan solo 28% en tiros del campo y cerraron el primer cuarto con ventaja de 24-15.

Sin embargo, la banca no pudo sostener esa ventaja y le abrió la puerta a Oklahom City. El viejo amigo, Kendrick Perkins, quien ganó un campeonato con los Celtics en el 2008, tomó ventaja y lideró el “comeback” del Thunder, en un momento encestando 6 puntos consecutivos.

Oklahoma City logró acercarse a tan solo un punto en un momento en el segundo cuarto, pero al ingresar el alineamiento titular, los Celtics de nuevo lograron incrementar su ventaja. Sería solo por el momento.

De ahí en adelante, el ex-jugador de Boston College, Reggie Jackson, tomó control del juego manejando la ofensiva de Oklahoma City y anotando 14 puntos solo en el tercer cuarto. Terminaría el juego con 28 puntos, 8 asistencias, 3 rebotes y la victoria. Anthony Morrow también se destacó, terminando con 28 puntos, al igual que Jackson, y creando la segunda parte del nuevo dúo temible de Oklahoma City.

Los Thunder tomaron su primer ventaja cuando quedaban tan solo 2 minutos en el tercer cuarto y los Celtics no volvieron a amenazar. El último cuarto fue dominado por completo por Oklahoma City que ganó el período por 11 puntos.

El máximo anotador para los Celtics fue Rajon Rondo quien volvió a aproximarse a un triple doble con 20 puntos, 12 asistencias y 9 rebotes, pero no fue suficiente. Con la derrota, el récord de los Celtics cae a 3-4.

El próximo encuentro para los Celtics será el viernes cuando el eterno rival, Lebron James, viene a Boston, esta vez como parte del equipo de Cleveland. El encuentro será a las 7:30 de la noche.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.