SHARE

Con el viernes negro y las navidades a la vuelta de la esquina, Walmart anunció el lunes una interesante política para simplificar las devoluciones de productos.

Gracias al uso de la tecnología, el gigante estadounidense permitirá que sus clientes regresen los artículos desde sus teléfonos móviles.

A partir de noviembre, los usuarios tendrán la opción de comenzar la devolución desde una aplicación móvil, y luego de eso solo tienen que llevar el producto hasta la tienda, escanear el código de barra con su celular, y entregárselo a un empleado del comercio en un mostrador express.

Según la empresa, el nuevo proceso solo tomará alrededor de 35 segundos; actualmente tarda cuatro veces más, y eso sin incluir cualquier espera haciendo cola.

Con este nuevo cambio, Walmart busca competir cabeza a cabeza con Amazon para tratar de adquirir un nicho en el mercado online.

Hace unos meses, la compañía reestructuró su departamento de envíos y ahora si un cliente compra un producto online por más de 35 dólares el paquete le llega en dos días, totalmente gratis.